Aluminio y PVC

Si queremos cerrar nuestra terraza, balcón o jardín y pretendemos lograr el mayor grado de aislamiento térmico y acústico, entonces los sistema de aluminio con rotura de puente térmico o de PVC, serán nuestra elección. Con ello lograremos dotar a la vivienda de más zonas habitables durante todo el año, ganando espacio útil pero con un mayor confort en la zona cerrada.

El ahorro energético es uno de los factores determinantes a la hora de tomar una decisión de cerrar tu terraza, dado que esa barrera añadida a tu vivienda hará que las diferencias térmicas entre el exterior y el interior de tu casa sean mucho menores. En realidad, deberíamos de pensar que el coste de un cerramiento no es un gasto, sino una inversión, ya que mes a mes iremos recuperando en forma de ahorro en nuestra factura de gas o calefacción el desembolso que hayamos hecho inicialmente.

Otra de las ventajas de este tipo de cerramientos es la gran variedad de acabados que nos dará la posibilidad de integrarlos en la estructura de nuestra vivienda. Tanto en PVC como en aluminio podremos elegir acabados en lacados blanco, o de colores y también en imitaciones de madera. Si por ejemplo, nuestras ventanas son de color grafito, podremos tener el cerramiento en el mismo color. La opción de las maderas hace que estéticamente podamos integrar de un modo más global con el interior de nuestra vivienda.

Los cerramientos en aluminio o PVC, pueden incorporar también persianas y mosquiteras que harán aún mayor el grado de aislado con el exterior.

Información

Formulario de contacto rápido
Sending